Fernando Chávez Méndez, secretario de Comunicaciones y Transportes en el Estado de San Luis Potosí, reconoció que hasta el momento tienen conocimiento de seis casos positivos de COVID-19 y ningún deceso entre operadores del transporte público en la capital, asimismo, el funcionario explicó que todos los involucrados se mantienen estables y en constante revisión, por lo que procederán al reforzamiento de las medidas de seguridad sanitaria correspondiente, remarcando el uso obligatorio de cubrebocas al bordo de las unidades. 

Chávez Méndez reconoció que lamentablemente, de manera diaria se aplican de dos a tres sanciones a operadores de camiones y taxistas, que aún se niegan a usar cubrebocas durante la jornada laboral. Sobre estos casos, el secretario comentó que inicialmente se les hace una invitación a usarlos, sin embargo, en caso de detectarse una reincidencia a la falta se retira la unidad o se aplican multas “ejemplares” a los permisionarios. Por otra parte, reconoció y aplaudió la actitud de los pasajeros al bordo de las unidades de servicio público, pues durante los últimos meses el uso de las mascarillas sanitarias se ha generalizado, y nueve de cada 10 pasajeros se protegen. 

Desde que comenzó la pandemia, informó, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes de San Luis Potosí ha entregado 20 toneladas de gel antibacterial y 50 mil tapabocas a los operadores, además de colocar calcomanías en las unidades con la advertencia de que el uso de mascarillas en obligatorio.

ENTERATE ANTES QUE NADIE DE NUESTRAS NUEVAS PUBLICACIONES